Foro de debate sobe el iberismo. Casimiro Sánchez.
casimiroscalderon @@ gmail.com
Inicio > Historias > Desde mi Caviladero
> Desde mi Caviladero <

Ya están ambos frente a frente. Rajoy tiene algo que me fascina y que creo imprescindible en un político, tuvo la previsión de aprobar unas difíciles oposiciones, con el número 1, antes de dedicarse a la política, lo que quiere decir que el día que no le interese o que le echen los de su partido o los electores no tendrá problemas, no tendrá que irse a la ONU o al Consejo de Estado, perdón, ni con Murdok, que eso sí que es desviarse.
Rubalcaba también es un corredor de fondo, hecho a base de superar escollos difíciles. ¡Cuántas singladuras de borrascas oceánicas ha tenido que salvar!
Ambos son dos tíos con suerte, porque Rajoy supo salir indemne de la influencia de su maestro y líder indiscutido y omnipresente, y Rubalcaba no parece estar, hasta el momento y salvo que la crisis se agrave, afectado de la connivencia con Zapatero.
Rubalcaba va poniendo granitos de arena, dando la impresión de que quiere partir de unos cimientos más sólidos, como las hormigas de la fábula. Rajoy, ahora sí, tendrá que descender a los detalles y mojarse, porque la presión que va a tener, hasta en sus propias cadenas de televisión, va a ser fuerte.
Ambos son pújiles de barrio, ninguno de ellos tiene entrenador especial, se han hecho así mismos a base de combates limpios, teniendo, eso sí, que huir de amañamientos cercanos.
Es la primera vez en nuestra democracia que los dos líderes opositores están igualados.
Suárez dominaba a Felipe en experiencia. Felipe ganó por su verbo fácil, su guapura, su aspecto de niño pijo lanzado a la aventura, y el pan que ya traía bajo el brazo y que se llamaba Europa.
Aznar ganó porque se lo pusieron en bandeja, porque su adversario se distrajo en combates de feria en vez de aprender a esquivar los golpes bajos de sus propios entrenadores.
Lo más importante para España, que el que gane lo haga por mayoría absoluta, porque si no quien habrá ganado será CIU.
Lo segundo, que gobierne para y con el pueblo. Que sepa recoger esa nube de sentimientos, pensamientos, dolores, desgracias, alegrías que emana del pueblo llano.
Porque tantas ayudas al cine no son populares y ciertos programas sociales crean comparaciones y no son vigilados convenientemente.
Pero gobernar con el pueblo va a resultar difícil, porque el pueblo, en general, y sobre todo las clases medias, no está dispuesta a ir de lo bueno a lo malo. Y el que gobierne tendrá que ponerle una vela al pueblo y otra a los mercados.
Y los chantajes nacionalistas, y armar el Estado autonómico... Conseguir un proyecto de España es harto complicado.
Rajoy deberá rezar todas las mañanas una salve marinera a San Miguel de Bréamo, para no tener ninguna sorpresa, y Rubalcaba preguntará al levantarse por la prima de riesgo, esperando que Bildu no saque los pies del tiesto.
Un ring rutilante, espectadores de lujo, dos pesos pesados enfrentados en un barrio de los bajos fondos. Casimiro.

2011-07-30, 20:41 | 0 comentarios

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://iberista.blogalia.com//trackbacks/70179

Comentarios


Cosas viejas
<Mayo 2021
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            

Documentos

Categorías

Blogalia

Blogalia

© iberista